“Alcohol y trabajo, una mala combinación”

Imprimir

Desde las Secretarías de Salud Laboral de UGT y CCOO en Castilla y León se ha celebrado una jornada con motivo del Día Mundial sin alcohol bajo el epígrafe “Alcohol y Trabajo, una mala combinación”, jornada formativa para delegados sindicales sobre las campañas específicas llevadas a cabo en los centros de trabajo para poder dar a los trabajadores con problemas la respuesta adecuada a su situación. La jornada ha tenido lugar en el Centro Cívico Bailarín Vicente Escudero de Valladolid.

En nuestro país más de un millón y medio de personas reconocen que consumen alcohol en exceso los fines de semana, ha aumentado su ingesta en mujeres de entre 15 y 18 años y en varones a partir de 18 años; la edad de inicio en el consumo de esta “droga legal” es a los 12,6 años, en el 50% de los accidentes de tráfico está presente el alcohol.

Ya en el mundo laboral, genera problemas relacionados con el absentismo, la baja productividad y su consumo tiene relación, directa o indirecta, con el 25-30% de los accidentes laborales. Según los datos de la última “Encuesta sobre el consumo de sustancias psicoactivas en el ámbito laboral en España” el 11% de la población laboral consume bebidas alcohólicas a diario y un 5% es consumidor de riesgo.

Esta realidad ha sido calificada como “preocupante” por la Secretaria de Salud Laboral y Política Social de UGT Castilla y León, Azucena Pérez Álvarez, durante su intervención en la jornada, señalando que “como sindicato, nuestro trabajo está orientado a reducir el consumo de alcohol en el medio laboral y mitigar las consecuencias negativas que se asocian a él” y como sociedad debemos tener una mayor concienciación que debe ir más allá del Día Mundial sin Alcohol, siendo un día importante como es para reivindicar y visualizar un problema social y laboral, adquiriendo el compromiso de educar para un uso razonable de esta sustancia.

Según la Encuesta a la que hemos hecho referencia anteriormente el perfil del consumidor de riesgo es un hombre menor de 35 años con un bajo nivel educativo que desempeña trabajos manuales cualificados; siendo construcción, agricultura/pesca/ganadería/extracción y la hostelería los sectores productivos con más alto consumo de alcohol. Además también existen factores de riesgo psicosocial (carga de trabajo, trabajo a turnos, nocturno, monotonía,…) que pueden llevar a un aumento del consumo de alcohol y de otras sustancias.

Estos datos son los que nos han llevado a UGT desde hace años a intervenir para reconducir estas situaciones, que a partir de junio de este año desarrollamos conjuntamente con CCOO, CECALE y la Consejería de Familia e Igualdad de oportunidades con el “Modelo de intervención para la Prevención de Drogodependencias en el ámbito laboral”, incidiendo en la modificación de riesgos laborales que aumentan la probabilidad de consumo, como profundizando en la formación de nuestros delegados y técnicos de prevención de riesgos laborales en materia de drogodependencias, en la sensibilización e información mediante campañas, guías y documentos técnicos, así como a través del asesoramiento para la inclusión de cláusulas en materia de prevención de drogodependencias en los convenios colectivos y en la implementación de protocolos de prevención de drogodependencias en las empresas, en el acompañamiento y apoyo técnico al delegado y a la persona enferma en caso se consumo problemático.

En el transcurso de la jornada el Coordinador de Servicios del Comisionado Regional para la Droga de la Junta de Castilla y León, Fernando Martínez, expuso el Acuerdo Conjunto para la Prevención y el Tratamiento de Drogodependencias en el Ámbito Laboral, para dar paso a continuación a dos mesas redondas en las que se trató sobre la “Intervención Sindical en Drogodependencias en el Ámbito Laboral” y sobre la “Red Asistencial al Drogodependiente en Castilla y León”.